Hipoacusia infantil

La disminución de la percepción auditiva es un problema de especial importancia durante la infancia, ya que el desarrollo intelectual y social del niño depende, en gran parte, del buen funcionamiento del oído.

Uno de cada 100 recién nacidos presenta hipoacusia, siendo severa en uno de cada 750 casos. Asimismo un 40% de niños presenta, antes de los 5 años, episodios de otitis serosa (mucosidad en oído medio), de más de 3 meses de duración, siendo ésta una causa frecuente de retraso en el habla y de fracaso escolar. Todo ello ha motivado la creación de la Unidad de Hipoacusia Infantil, destinada al diagnóstico y tratamiento precoz de la misma.

Signos de alarma ¿cómo saber si su hijo oye mal?

De 0 a 1 años

  • Niño excesivamente tranquilo
  • No gira la cabeza ante sonidos fuertes o familiares
  • No emite sonidos articulados

De 1 a 2 años

  • No ha empezado a hablar
  • No comprende órdenes sencillas
  • No reconoce su nombre

De 3 a 4 años

  • Cuando se le pregunta contesta con frecuencia "¿qué?"
  • No es capaz de construir frases de 3 o más palabras
  • No sabe explicar lo que le pasa

En general

  • Frecuentes resfriados y otitis. Ronquido nocturno. Respiración con la boca abierta
  • Niño introvertido, distraído o agresivo
  • Retraso en el aprendizaje escolar
  • Dudas de la madre o el maestro sobre la audición del niño

Potenciales evocados auditivos de estado estable

Cada vez es mayor la conciencia por parte de los Pediatras Otorrinolaringólogos infantiles, logopedas y psicólogos de la necesidad de realizar un diagnóstico precoz de la sordera. Sus enormes beneficios conllevan que se desarrollen programas de cribaje en las distintas maternidades.

Por ello la Consulta de Otorrinolaringología del Dr. J. Coromina del Centro Médico Teknon de Barcelona creó la Unidad de Audiología Infantil, coordinada por el Dr. Carlos Costa, Audiólogo infantil. Dicha Unidad viene desarrollando el programa de screening neonatal desde hace varios años.

En todos aquellos casos en los que el niño no supere un screening auditivo, o en aquellos en los que se sospeche una hipoacusia, tenemos que poder ofrecer todos los medios diagnósticos posibles, para llegar a determinar el GRADO Y TIPO de pérdida auditiva que presente, de la manera más precisa y objetiva posible. Además no debemos demorar el estudio audiológico, puesto que un niño con pérdida auditiva debe empezar la rehabilitación logopédica y la adaptación de las prótesis auditivas como mucho a los 6 meses de edad.

Todos conocemos las limitaciones de los PEATC (Potenciales Auditivos de Tronco Cerebral) para determinar la sensibilidad auditiva en niños, ya que sólo nos aportan información sobre los ruidos agudos (de 2000 a 4000 Hz). No precisando cómo está la audición en el resto de las frecuencias o ruidos, que, por otra parte, son las más importantes.

La Unidad de Audiología, siguiendo con su interés para la correcta integración social del niño con déficit auditivo, incorporó la técnica de los Potenciales de estado estable (PEAee) para el diagnóstico audiológico, desde el año 2004.

Los PEAee son una técnica electrofisiológica de reciente implantación que nos permite establecer el umbral auditivo de forma objetiva y específica en todas las frecuencias del audiograma. Es decir podemos establecer una audiometría de forma fiable, en todo el margen frecuencial de la audición, no sólo en los agudos.

Esta técnica se utiliza en aquellos casos en los que no es posible realizar una audiometría fiable, dada la edad o patología del niño (niños de tres meses hasta los 4-5 años).

La Unidad de Audiologia Infantil pone a su disposición toda su experiencia, para poder llegar a un diagnóstico fiable, objetivo y preciso de los déficits auditivos, única herramienta válida para poder empezar a la rehabilitación del niño hipoacúsico.

Realizamos estudios audiológicos completos en los niños con sospecha de hipoacusia, basados en las:

  • Otoemisiones Acústicas
  • Potenciales Evocados Auditivos de Tronco Cerebral (PEATC)
  • Potenciales de Estado Estable (PEAee)
  • Audiométrica Infantil (Peep-show y Suzuki)

Ejemplo de unos PEAee en un niño con Hipoacusia Neurosensorial Severa; vemos la curva audiométrica en todas sus frecuencias de 250 Hz a 4000 Hz. La información que nos aporta dicha exploración nos permitirá adaptar los audífonos de forma eficaz, para obtener de ellos un máximo rendimiento.

Mientras que los PEATC del mismo niño sólo nos aporta información del umbral auditivo entre los 2000 a 4000 Hz., sin especificar cómo están el resto de las frecuencias. La información sólo es parcial, a diferencia de los PEAee.